Yasuo Miyakawa: “Los videojuegos pueden ser cultura de masas y contracultura”

18 de octubre de 2020
Yasuo Miyakawa: “Los videojuegos pueden ser cultura de masas y contracultura”

Madrid 18 oct (EFE).- El presidente y director ejecutivo de Bandai Namco, Yasuo Miyakawa, cree que los videojuegos pueden ser, a la vez, cultura de masas y contracultura, un aspecto único del género, según señala en una entrevista con EFE, en la que también habla sobre su nuevo centro en Barcelona y su título más popular, Pac-Man, que este año cumplió 40 años.

Pregunta (P).- Hay gente que no juega a videojuegos, pero sí conocen Pac-Man ¿Cuál cree que ha sido el secreto de su éxito?

Respuesta (R).- Creo que la mecánica de juego simple y el diseño memorable convirtieron a Pac-Man en una mascota y una marca atemporales. También creo que la principal mecánica del juego, basada en “comer” ha hecho que todos los juegos de Pac-Man sean fáciles de entender y disfrutar para todos.

El diseñador de Pac-Man, Toru Iwatani, se ha referido en numerosas ocasiones a las claves de su éxito. A finales de los 70, la mayoría de las salas de juegos estaban llenas de juegos con temas de violencia -como matar extraterrestres-, para público masculino. Él quería hacer un juego que también atrajera a la audiencia femenina. Dirigirse a audiencias tanto masculinas como femeninas se adaptó bien a los tiempos y propició su éxito.

P – Bandai posee muchos otros juegos con fuertes raíces en la cultura popular, aunque Pac-Man es probablemente el más famoso. Ha habido muchas secuelas del juego, algunas más exitosas que otras y esta semana se ha lanzado Pac-Man Geo. ¿Este tipo de secuelas pueden quemar el legado de la marca, o al contrario, lo potencian?

R.- Pac-Man ha evolucionado con el avance de la tecnología, sin comprometer la esencia del videojuego. Por lo tanto, las secuelas no van en contra de su legado, sino que refuerzan el valor de su marca como propiedad intelectual.

P – En su última aparición antes del verano se le vio usando Hololens 2 -unas gafas de realidad mixta de Microsoft-. ¿Habrá un juego para este nuevo dispositivo de realidad mixta?

R- HoloLens 2 es estrictamente un componente de nuestra investigación en tecnología, pero nos gustaría utilizar la última tecnología en Pac-Man, a la vez que mantenemos la esencia del videojuego. Como creador de productos de entretenimiento, estamos constantemente pensando en lo que podemos utilizar para ofrecer solo lo mejor de nuestros productos y servicios.

P.- Bandai Namco posee muchas licencias de juegos móviles. El mercado ha experimentado un boom en los últimos años ¿Hasta dónde cree que llegará?

R.- La distribución de los dispositivos de teléfonos inteligentes difiere entre las regiones, pero en general, creo que los juegos móviles todavía tienen espacio para crecer y se están desarrollando muchos avances en el sector como el 5G, y servicios como Google Stadia o Apple Arcade. Creo que es razonable pensar que el mercado de videojuegos para móviles continuará creciendo.

P – Cuando se lanzó Pac-Man hace cuarenta años, la industria de los videojuegos era totalmente diferente. Ahora, los teléfonos móviles representan una gran parte de los ingresos de la industria. ¿Cómo ve el futuro de la industria? ¿Cuáles son los compromisos de Bandai para el futuro?

R.- Nuestra empresa, como tantas otras del sector, están buscando nuevas formas de expandir el mercado, ofreciendo entretenimiento más allá de los videojuegos, y ofrecer nuevas maneras de disfrutar de, por ejemplo, películas.

Queremos mirar más allá de la categoría de meramente videojuegos y poder así encontrar nuevas y emocionantes ideas para seguir proporcionando contenidos de entretenimiento.

P .-¿Es la realidad mixta la próxima frontera de los videojuegos?

R.- Sí, vemos esta combinación de lo físico y lo digital, en forma de realidad mixta, un factor crucial para la industria del entretenimiento. Vemos un gran potencial con el avance de la tecnología y, como se mencionó anteriormente, como proveedores de entretenimiento, nos esforzaremos por integrar la tecnología disponible en nuestros productos y servicios.

P.- ¿Qué papel jugarán las plataformas de streaming?

R.- Creo que es demasiado pronto para decir cuál será el impacto que tendrán.

P.- Los videojuegos van ganando terreno año tras año al resto de sectores culturales -cine o tv- pero aún existe una brecha generacional. Cuando ésta desaparezca y no haya diferencias de edad ¿cree que los videojuegos serán el género cultural dominante, al igual que fue el cine en su momento?

R.- Creo que los juegos ya son parte de la cultura “mainstream”, pero también creo que los videojuegos, como género, tienen una tendencia a cambiar, y pueden ser “mainstream” o ser contracultura. Este aspecto único de los juegos es algo que encuentro interesante y es algo que creo que no cambiará con el tiempo.

P – Entre los proyectos de Bandai para este año se encuentra la creación de una empresa de desarrollo de juegos móviles en Barcelona. ¿Cuál es el estado del proyecto y por qué eligieron Barcelona?

R.- Nuestra misión clave es aumentar nuestra participación de mercado en Occidente mediante el desarrollo de nuevos productos adaptados a la audiencia local, principalmente en Europa y América del Norte. Hemos tenido algunos retrasos en la apertura de la nueva oficina en Barcelona debido a la pandemia, pero está abierta desde septiembre. Estamos trabajando y contratando de forma remota y todavía tenemos puestos vacantes.

Hemos valorado cuidadosamente diferentes ciudades de los Estados Unidos, Canadá y países de la UE y llegamos a la conclusión de que Barcelona era el mejor lugar debido a los numerosos estudios de juegos móviles que ya están presentes en la ciudad. Entre ellas hay muchas empresas internacionales que han sido capaces de atraer al gran talento de todas partes del mundo.

Esta diversidad es clave para nosotros ya que nuestra audiencia también es muy variada y está repartida por todo el mundo. Fue muy fácil elegir Barcelona como nuestra nueva ubicación, con su playas y su fantástica comida, no conozco a nadie a quien no le guste la soleada Barcelona. EFE