XIX Bienal del Libro de Río abre sus puertas con homenaje a Japón

31 agosto, 2019
XIX Bienal del Libro de Río abre sus puertas con homenaje a Japón

Río de Janeiro, 31 ago (EFE).- La Bienal del Libro de Río de Janeiro, la principal fiesta literaria de la emblemática ciudad brasileña, abrió este viernes las puertas de su XIX edición con un homenaje a Japón y una variada programación para todos los públicos.

La escritora Kanae Minato conocida como la «reina de los thrillers», Reiko Okano, autora de mangas (historietas japonesas), y el cineasta Macoto Tezka son algunos de los invitados que llegarán de las tierras del sol naciente a la Bienal de Río.

No obstante, la fiesta literaria, que se realizará entre el 30 de agosto y el 8 de septiembre en el centro de convenciones Riocentro, al oeste de la «cidade maravilhosa», ofrecerá «una Bienal para cada público», según sus organizadores, con una variada programación para todos los gustos y edades.

Aunque la programación para jóvenes y adultos es extensa, e incluye desde youtubers hasta conferencias con reconocidos autores internacionales como Steven Levitsky («Cómo mueren las democracias»), C.J. Tudor («El hombre de tiza), y Mark Levy («Ojalá fuera cierto»), habrá por primera vez un espacio especial para el público infantil.

Ambientado como si fuera un cuento de hadas en medio de un bosque, el público infantil podrá disfrutar de una experiencia inmersiva y sensorial pensada para aproximar a los pequeños al universo literario a través de la lúdica.

«Este año, elegimos trabajar con categorías muy bien focalizadas, reforzando la lógica de crear una Bienal para cada audiencia. De esta manera, reajustamos el espacio y consolidamos la posición de que la Bienal es un evento para toda la familia y para todos los públicos, independientemente de su edad y perfil», señala Tatiana Zaccaro, directora de la Bienal del Libro de Río.

Debates que incluyen temas como democracia, feminismo, noticias falsas, medios de comunicación, diversidad e historia, así como talleres literarios, presentaciones musicales y expresiones artísticas dirigidas para grandes y chicos, hacen parte de la programación que se desarrollará durante el evento.

Con más de 300 autores nacionales e internacionales y 520 expositores, la fiesta literaria espera este año una audiencia de más de 600.000 personas.

La expectativa es vender 5,5 millones de libros, en medio de una de las crisis más fuertes que enfrenta el sector editorial en Brasil.

El sector editorial brasileño retrocedió por quinto año consecutivo en 2018, cuando la facturación total tuvo una bajada nominal del 0,92 % en relación con 2017.

El mercado del libro en el gigante sudamericano viene en descenso en los últimos años, crisis que se agudizó en el 2018 cuando dos de las librerías más importantes del Brasil -Saraiva y Cultura- cerraron decenas de tiendas en todo el país y se declararon en quiebra.

En consecuencia, la producción de libros también sufrió un fuerte impacto, con una caída del 11 % en la cantidad de ejemplares producidos en 2018, que en términos absolutos significó una reducción de 43,4 millones con respecto a 2017. EFE

mat/cm/cav