Sánchez elogia a Felipe VI por alejarse de su padre y reivindica la Monarquía

5 de agosto de 2020
Sánchez elogia a Felipe VI por alejarse de su padre y reivindica la Monarquía

“Se juzga a las personas, no a las instituciones”, afirma al presidente y avala la monarquía  y la actuación de la Casa Real tras los ataques y  el malestar de sus socios de Podemos por  la marcha del Rey Juan Carlos, quien podría haberse instalado en la República Dominicana tras pasar por Sanxenxo y viajar desde Oporto. El monarca emérito tuvo estrecha relación con Vigo, donde recibe críticas.

El presidente del Gobierno, Pedro Sánchez, considera “adecuada” la medida de Felipe VI de “marcar distancias” con su padre Juan Carlos I al abandonar España por sus posibles conductas irregulares y reivindicó la Monarquía frente a las criticas de sus socios de Ejecutivo,  Unidas Podemos, porque asegura que “no se juzgan instituciones, sino a personas”. Sánchez hizo una firme defensa de la Corona y del pacto constitucional después de que sus socios de coalición hayan advertido de que la “huida indigna” del rey emérito al extranjero “deja la monarquía en una posición muy comprometida y delicada”.
Un día después del anuncio de la histórica salida del país de don Juan Carlos, Pedro Sánchez atribuyó la decisión a la Casa Real y al tiempo que aseguraba “no tener información” sobre su paradero ante las noticias que le sitúan en la República Dominicana o Portugal.

Sánchez elogió que Felipe VI haya actuado en favor de “la ejemplaridad, la transparencia y la regeneración”, distanciándose de su padre por conductas que, ha aventurado, “pueden ser susceptibles de un reproche judicial”.
Frente a quienes -dijo- pretenden derribar a la Corona, recordó que en España ha habido casos de corrupción vinculados a partidos y agentes sociales y no se ha cuestionado por ello a estos colectivos. “Lo que se juzga no son instituciones, se juzga a personas”, sentenció Sánchez, quien destacó que “lo más importante” es que el rey emérito había dejado claro, a través de su abogado, que “se pone a disposición de la justicia como cualquier otro español”.

Discrepancias con podemos

Sánchez se amparó en la confidencialidad de los despachos con el rey Felipe VI al ser preguntado por qué no informó previamente a Unidas Podemos de la marcha de Juan Carlos I y resaltó la importancia a las discrepancias con sus socios de coalición. “Somos dos partidos distintos con culturas políticas distintas”, añadió, antes de recordar que el PSOE es “arquitecto de la Constitución” y por eso respalda la monarquía.
La ministra de Igualdad, Irene Montero, desmarcó a Unidas Podemos de la “huida” del rey Juan Carlos, que tildó de “actitud indigna” por la que “debería rendir cuentas ante su pueblo y ante la justicia”, en línea con lo que aseguró el vicepresidente segundo, Pablo Iglesias, en la víspera. Montero advirtió de que la decisión “avalada” por Felipe VI “deja la monarquía en una posición muy comprometida y delicada”.
Iglesias, que admite discrepencias con Sánchez sobre la Monarquía y promete resolverlas con él con discreción, insiste en que  Juan Carlos debe dar “la cara en su país y ante su pueblo”.
El presidente del grupo parlamentario, Jaume Asens, también acusó a Sánchez de “deslealtad” por no informar sobre la operación del rey emérito y pidió un referéndum sobre la monarquía.

El PP pide al presidente que ponga orden y que desautorice a Iglesias

El PP, que considera una “deslealtad” que el Ejecutivo no le informara de la marcha del rey Juan Carlos I, emplazó ayer a Pedro Sánchez a “poner orden” en su Gobierno y “desautorizar” a su vicepresidente segundo, Pablo Iglesias, tras los mensajes “contradictorios” dentro de su propio gabinete a raíz de la decisión del rey emérito de abandonar España. Así, criticó que el líder de Podemos esté realizando “aseveraciones que atacan a la Jefatura del Estado” y advierte de que no es “tolerable” que el Gobierno, en vez de defender las instituciones, se dedique a “erosionarlas”. 
Por su parte el presidente del PP, Pablo Casado, acusó a Sánchez de caer en la autocomplacencia en vez de defender al rey Felipe VI de los “ataques intolerables” de Iglesias, y le recuerda que su “responsabilidad” es estar con la Constitución frente a las “amenazas de sus socios”.
En un mensaje publicado en su cuenta de Twitter, tras la comparecencia de Sánchez, Casado afirma que le parece “lamentable que en más de una hora de comparecencia autocomplaciente”, el presidente “no defienda al rey de los ataques intolerables de su vicepresidente. La responsabilidad de cualquier acción del Gobierno es suya, así como la de defender la Constitución de las amenazas de sus socios”, remarca el líder de los “populares”.
Casado se pronunció así después de que Iglesias tachara el lunes de “indigna” la “huída al extranjero” de Juan Carlos I y avisara de que “deja a la monarquía en una posición muy comprometida”. Además, subrayó que el Gobierno no puede “justificar” o “mirar hacia otro lado” ante lo que considera “un “fraude a la Justicia”, sino que debe “velar por la ejemplaridad y la limpieza de las instituciones”.