Sube a 13 millones número de brasileños que produce para su propio consumo

27 de abril de 2019
Sube a 13 millones número de brasileños que produce para su propio consumo

Río de Janeiro, 27 abr (EFE).- Al menos 13 millones de brasileños mayores de 14 años se dedicaron en 2018 a actividades destinadas a producir algo para su propio consumo, como agricultura, caza, pesca y cría de animales, según un estudio divulgado este viernes por el estatal Instituto Brasileño de Geografía y Estadísticas (IBGE).

El porcentaje de los brasileños que produjo para su propio consumo el año pasado fue equivalente al 7,7 % de la población, lo que representa una elevación con respecto al 6,3 % en 2016 y al 7,3 % en 2017.

El salto fue del 25 % en comparación con 2016, cuando 10,4 millones de personas producían algún producto para satisfacer su consumo propio, una fuerte elevación que se produjo en medio del acelerado aumento del desempleo en el país.

La tasa promedio de desempleo en Brasil saltó desde el 8,5 % en 2015 hasta el 11,5 % en 2016 como consecuencia de la mayor recesión en la historia del país, ya que el PIB del país encogió unos siete puntos porcentuales en esos dos años.

Pese a que la economía del país creció un 1,1 % tanto en 2017 como en 2018, la recuperación aún no ha comenzado a reflejarse en el mercado laboral, ya que el índice promedio de desempleo llegó al 12,7 % en 2017 y se mantuvo en un 12,3 % en 2018.

Brasil contaba a finales del año pasado con 12,2 millones de desempleados, un número ligeramente inferior al del mismo período en 2017, pero la recuperación fue impulsada por el crecimiento de la informalidad, ya que el número de personas que trabajaba por cuenta propia o en la informalidad llegó al récord de 34,5 millones.

Los brasileños que producen para atender su propio consumo se ubican entre el amplio contingente de los que carecen de empleo formal y de cualquier garantía laboral o de seguridad social.

Según el estudio divulgado este viernes, la tasa de los que producen para su propio consumo es mayor entre las personas más viejas y que ya no son absorbidas por el mercado laboral (llega al 11 % de la población entre los mayores de 50 años) y entre los menos escolarizados (13,2 % para los que no concluyeron la primaria).

Entre los que de dedican a actividades para el propio consumo, un 76,7 % dijo que cultiva alimentos, pesca, caza o cría animales, un 14,5 % produce carbón y leña, y un 13,7 % que fabrica sus vestimentas, muebles y artesanías.

El estudio también mostró que el porcentaje de brasileño que realiza algún tipo de actividad doméstica subió desde el 81,3 % entre los mayores de 14 años en 2017 hasta el 85,6 % en 2018, cuando llegó al equivalente a 145,1 millones de personas.

De acuerdo con el IBGE, el número de personas dedicadas al trabajo no remunerado, principalmente el relacionado a las actividades domésticas, también creció por el deterioro del desempleo y el fuerte aumento de la informalidad.

En total, el número de brasileños que realiza actividades no remuneradas, incluido los trabajos domésticos, la producción para el propio consumo, el cuidado de otras personas o el trabajo voluntario, saltó desde 138,6 millones en 2017 hasta 148,8 millones el año pasado.

Mientras que un 92,2 % de las mujeres dijo que realizó algún tipo de trabajo doméstico en 2018, ese porcentaje fue del 78,2 % entre los hombres.

Entre las 54 millones de personas que dijeron que se dedicaban al cuidado de otras personas, 33 millones eran mujeres y 21 millones hombres.

En cuanto a los que dijeron ejercer trabajo voluntario, el número saltó en un 11,1 % en dos años, desde 6,5 millones en 2016 hasta 7,2 millones en 2018, en su mayoría (79,9 %) para congregaciones religiosas, sindicatos, condominios, partidos políticos, escuelas y hospitales. EFE

cm/mat/lnm