Sorpresa y preocupación en Perú tras el anuncio de cuarentena en diez regiones

28 de enero de 2021
Sorpresa y preocupación en Perú tras el anuncio de cuarentena en diez regiones

Lima, 28 ene (EFE).- Trabajadores y comerciantes encaran con sorpresa y preocupación la decisión del Gobierno de Perú de volver a la cuarentena total en diez regiones del país, incluida Lima, para frenar el avance de la segunda ola de contagios de la covid-19, que está colapsando los hospitales y ya ha dejado más de 40.000 decesos.

Empleados y empleadores, trabajadores informales y asociaciones de gremios comerciales advirtieron que el retorno a la cuarentena pone en peligro la subsistencia de muchos negocios y familias, por lo que exigieron el lanzamiento de paquetes de apoyo económico que palíen los impactos de las nuevas restricciones.

La inmovilización fue anunciada este martes por el presidente de Perú, Francisco Sagasti, quien dijo que el confinamiento se aplicará por quince días en diez regiones del país, donde apenas existen camas disponibles en las Unidades de Cuidados Intensivos (UCI) y las hospitalizaciones se han multiplicado en las últimas semanas.

En concreto, las nuevas directrices estarán en vigor entre el 31 de enero y el 14 de febrero en Lima Metropolitana y Lima provincias, Callao, Áncash, Pasco, Huánuco, Junín, Huancavelica, Ica y Apurímac.

“OJALÁ QUE SEAN QUINCE DÍAS”

En esas diez regiones se limitarán todas las actividades que impliquen desplazamiento, lo que supone el cierre de casinos, gimnasios, salas de cine, teatros, museos e iglesias.

“Es preocupante porque los perjudicados siempre somos los trabajadores”, así que “ojalá que sean quince días porque, sino después, ¿de dónde comemos, de dónde sobrevivimos?”, expresó a Efe Moisés López, que trabaja de vigilante en un casino de la capital.

La excepción reside en las tiendas que abastecen productos básicos, supermercados, bodegas, farmacias y bancos, que podrán funcionar hasta las 18:00 horas con un aforo de 40 %.

Aún así, ante el temor a un posible desabastecimiento, decenas de personas se aglomeraron a primera hora de la mañana de este miércoles en las inmediaciones de los supermercados de Lima y el Callao para comprar alimentos y productos de primera necesidad.

EN RIESGO LA “CAPITAL GASTRONÓMICA DEL MUNDO”

Tiendas, centros comerciales, galerías y restaurantes deberán mantener las persianas bajadas, aunque podrán vender con entrega a domicilio.

Al respecto, el presidente de la Asociación de Centros Comerciales del Perú (ACCEP), Juan José Calle, dijo en el Canal N que “las medidas son duras” pero “hay que acatarlas”, a pesar de no “estar de acuerdo” por ser “una receta” que ya se ha vivido y que “no tuvo los resultados esperados”.

Por su parte, el portavoz de la Unión de Gremios de Restaurantes, José Luis Silva Martinot, afirmó a Efe que el nuevo confinamiento genera “mucha preocupación” en su sector, que ya está en una “peligrosísima situación”.

Silva Martinot, quien fue ministro de Comercio Exterior y Turismo, recordó que la primera cuarentena impuesta el año pasado provocó la pérdida de 350.000 puestos de trabajo directos y el cierre de 70.000 restaurantes.

Con las nuevas medidas, “va a ser necesario un rescate financiero” porque, sino, “en unos años en los libros de historia va a salir que Perú fue la capital gastronómica del mundo hasta el año 2021, que desapareció el sector”, advirtió.

En ese sentido, la Presidencia del Consejo de Ministros anunció medidas de apoyo tributario a las empresas de las regiones afectadas por la cuarentena y la ministra de Comercio Exterior y Turismo, Claudia Cornejo, precisó en la emisora RPP que están sobre la mesa propuestas “que tienen que ver con los préstamos”.

SIETE DE CADA DIEZ TRABAJADORES SON INFORMALES

Las medidas de apoyo económico son también el principal reclamo de los trabajadores informales, que representan aproximadamente el 70 % de la población activa en el país.

“Es una medida muy drástica, la han tomado muy rápido” y “nos afecta mucho a nosotros porque somos independientes” y “no contamos con ninguna ayuda”, espetó a Efe el barbero Ciro Murillo.

El confinamiento, en cambio, ni siquiera parece una opción viable para la venezolana Arbely Josefina Coronel, quien trabaja de vendedora ambulante de protectores faciales en Lima.

“En esos momentos no es factible eso” porque “aquí el Gobierno no nos da una ayuda” y “yo dependo de mi trabajo y mi familia (en Venezuela) depende de mi”, así que “obligatoriamente tenemos que salir a trabajar”, aseguró.

Este miércoles, la presidenta del Consejo de Ministros, Violeta Bermúdez, dio a conocer que el Gobierno está coordinando la entrega de un bono de 600 soles (unos 162 dólares) para 4,2 millones de familias en situación de vulnerabilidad.

FRONTERAS CERRADAS

En cuanto al tráfico aéreo, Sagasti informó que se mantendrán hasta el próximo 28 de febrero las restricciones para los vuelos procedentes de Europa, a los que se sumarán los de Sudáfrica y Brasil, donde han aparecido nuevas variantes de coronavirus.

Las medidas del Gobierno, sin embargo, no contemplan por ahora cambios respecto a los viajes internacionales a otros países de la región y a nivel nacional apenas restringen los vuelos procedentes de Huánuco y Jauja, que se encuentran en el nivel de alerta extremo.

En esa línea, la Asociación de Empresas de Transporte Aéreo Internacional confirmó que el aeropuerto internacional de Lima “se mantendrá operativo inclusive del 31 de enero al 14 de febrero”. EFE

mhh-csr/dub/amr/cav