Prisión para director de la cadena privada argelina KBC por programa satírico

26 de junio de 2016
Prisión para director de la cadena privada argelina KBC por programa satírico

Argel, 26 jun (EFE).- Un tribunal de Argel ordenó la entrada en prisión del director de la cadena de televisión privada KBC y propietario de la empresa Ness Prod, filial de la influyente compañía Cevital, Mehdi Benaisa, informó la prensa local.

El arresto y encarcelamiento de Benaisa se produce en medio del conflicto que libran el Ministerio argelino de Comunicación y el dueño de Cevital, el multimillonario Issad Rebrab, por la compra por parte de este último del diario “Al Jabar”.

Según el periódico francófono “Liberté”, además de Benaisa fueron enviados a prisión preventiva Riad Hartf, director del programa satírico de la KBC “Nass Stah”, y la directora encargada de expedir las autorizaciones de rodaje en el Ministerio de Cultura, Munia Neyai.

Todos ellos fueron arrestados el miércoles y han sido acusados de “falso testimonio” y “mala praxis” en el marco de la investigación que se lleva a cabo sobre la concesión de “autorizaciones para el rodaje de dos programas de la cadena de televisión”, explicó la fuente.

En este mismo caso fueron interrogados en calidad de testigos y posteriormente liberados el presidente del consejo de administración del grupo de prensa Al Jabar, Zaherdín Samati, y un contable de KBC.

Ambos hubieron de declarar sobre dos programas satíricos -“Ki Hna-Ki Nas” y “Nass Stah”- producidos por la empresa de Ness-Prod y difundidas por KBC y cuya emisión está vetada desde el pasado jueves.

“El color político y el discurso satírico de la emisión ‘Nass Stah’ parecen los verdaderos factores de ensañamiento contra el equipo de ‘Al Jabar'”, comentó el rotativo francófono “Al Watan”.

En la misma línea de represión, efectivos de la Policía se personaron el jueves en la nueva sede de “Al Watan”, el de mayor tirada en lengua francesa en el país, e impidieron la mudanza alegando problemas burocráticos.

Tras cinco aplazamientos, el juez suspendió el 15 de junio la compra y complicó la ambición de Rebrab, amigo personal del presidente francés Francois Hollande y crítico con el Gobierno, de crear un imperio mediático en el país.

Varios medios de prensa insinúan que el empresario trata así de influir en el hermético proceso de sucesión del enfermo presidente de Argelia, Abdelaziz Bouteflika, cuyo verdadero estado de salud es un misterio desde que en 2013 sufriera un accidente cardiovascular.

A finales del pasado abril, el ministro argelino de Comunicación, Ahmed Grin, interpuso una demanda de urgencia ante el citado tribunal para anular la compra del rotativo por parte de Ness Prod, que adquirió el 80% de las acciones de “Al Jabar”, la cadena KBC, las imprentas y una empresa de distribución.

El multimillonario es propietario ya del periódico “Liberté”, considerado el diario más leído en la región del centro de Argelia, una de las más pobladas y que comprende la capital, la región montañosa de la Kabilia y Mitiya. EFE