Primer ministro peruano ve “grave” investigación de la DEA a financista de Fujimori

17 de mayo de 2016
Primer ministro peruano ve “grave” investigación de la DEA a financista de Fujimori

Lima, 17 may (EFE).- El primer ministro de Perú, Pedro Cateriano, consideró hoy “sumamente grave” que el reelegido congresista y secretario general del partido fujimorista Fuerza Popular, Joaquín Ramírez, esté siendo investigado por el Departamento Estadounidense Antidrogas (DEA), según una información difundida el domingo.

En una conversación con la Asociación de Prensa Extranjera en el Perú (APEP), Cateriano manifestó que “seguramente la Fiscalía iniciará las indagaciones del caso”, que implica un presunto delito de lavado de activos.

El presidente del Consejo de Ministros explicó que la gravedad de la denuncia reside en que involucra al dirigente de mayor jerarquía dentro del partido que lidera la candidata a la Presidencia de Perú Keiko Fujimori, quien disputará la segunda vuelta electoral con Pedro Pablo Kuczynski.

Cateriano afirmó que el Gobierno peruano no tenía información ni constancia de que la DEA tenía bajo investigación a Ramírez, quien también es uno de los principales financistas de la campaña de Keiko Fujimori.

Un reportaje del programa periodístico Cuarto Poder, de la cadena local América Televisión, recogió el domingo el testimonio de un piloto comercial peruano identificado como Jesús F. Vásquez, que reside en los Estados Unidos, quien aseguró que grabó unas conversaciones con Ramírez que dieron pie a la investigación.

Según el testigo, en una de las grabaciones Ramírez le dijo que recibió 15 millones de dólares de Keiko Fujimori para financiar su campaña de 2011, que finalmente perdió ante el actual presidente Ollanta Humala.

En el mismo reporte una encargada de prensa y un agente especial de DEA confirmaron la investigación, pero declinaron ofrecer mayor información por la “delicadeza” del caso.

Medios locales recordaron hoy que Ramírez también es investigado en Perú por presunto lavado de activos y que existe una solicitud para el levantamiento de su inmunidad parlamentaria por un presunto desbalance patrimonial.

Tras la difusión del reportaje, Joaquín Ramírez se comunicó el domingo por teléfono con Cuarto Poder para decir que rechaza “totalmente” las declaraciones del supuesto testigo y anunciar que lo demandará ante la Justicia.

Fujimori también rechazó hoy “categóricamente” haber entregado dinero a Ramírez y lamentó que esta información “se dé tres semanas antes de las elecciones” del próximo 5 de junio “cuando se supone que (el tema) está siendo investigado desde hace tres años”.

Un simulacro de votación difundido el domingo por la empresa privada Ipsos señaló que ambos candidatos mantienen un empate estadístico, al indicar que Fujimori obtiene 44,1 % de los votos emitidos, mientras que Kuczynski recibe 43,8 %. EFE