Presidente paraguayo reconoce baja ejecución del presupuesto para coronavirus

16 de julio de 2020
Presidente paraguayo reconoce baja ejecución del presupuesto para coronavirus

Asunción, 16 jul (EFE).- El presidente de Paraguay, Mario Abdo Benítez, reconoció este miércoles que “los fondos de coronavirus se ejecutaron poco por ahora”, en concreto el monto destinado al Ministerio de Salud, a pesar de que el Ejecutivo logró en marzo la aprobación de un préstamo de 1.600 millones de dólares para hacer frente a la pandemia.

“Es cierto que a lo mejor la ejecución presupuestaria del Ministerio de Salud todos la podemos cuestionar, pero había muchas otras licitaciones que ya estaban en proceso que no eran con fondos de COVID”, dijo el presidente durante una visita al departamento de Guairá, en la región oriental del país.

A pesar de sus declaraciones sobre la gestión presupuestaria de la cartera sanitaria, Abdo Benítez defendió al ministro de Salud, Julio Mazzoleni, y aseguró que “va a seguir en el cargo” porque “está haciendo un gran trabajo”.

El presidente consideró “injusto e inoportuno” que se critique el trabajo del ministro de Salud y recalcó que en Paraguay, con 25 fallecidos desde marzo, se está “salvando muchísima gente” del contagio gracias “a las decisiones propuestas por el ministro Mazzoleni”.

En su respaldo a Mazzoleni, el mandatario recordó que la escasa ejecución del presupuesto responde también a la paralización de licitaciones fallidas, a los cambios en el área administrativa del Ministerio y la creación de la Comisión Especial de Supervisión y Control (CESC) para supervisar las compras sanitarias.

“Todo eso atrasó la ejecución presupuestaria del Ministerio de Salud, pero es algo bueno (…). Con poca ejecución, tampoco puede haber corrupción”, argumentó el mandatario paraguayo.

SIN CAMBIOS EN EL EJECUTIVO

Abdo Benítez, a punto de cumplir su segundo año al frente de la Presidencia de Paraguay, descartó que vaya a realizar cambios ministeriales el próximo mes, ya que agosto es el momento en el que “cada ministerio está defendiendo su presupuesto ante el Congreso de la Nación”.

“Es un mal mes para proponer cambios”, zanjó el mandatario.

Además, insistió en que está “muy satisfecho con el trabajo” que está realizando el Ejecutivo “a pesar de las adversidades”.

Preguntado por posibles casos de corrupción en los ministerios, Abdo Benítez se desligó y apuntó que “la corrupción depende del Poder Judicial, no del Ejecutivo”.

VISITA DE MACRI EN CUARENTENA

El presidente paraguayo se reunió el lunes con el exmandatario argentino Mauricio Macri en la residencia presidencial de Mburuvicha Roga, en un acto que, en principio, no constaba en la agenda del mandatario.

Desde Presidencia aclararon ese día que se trató de un saludo de cortesía, que apenas duró 40 minutos, y al que Macri acudió tras haber pasado la mañana con el expresidente Horacio Cartes (2013-2018).

La estancia de Macri en Paraguay apenas se prolongó unas seis horas, ya que el exmandatario argentino visitó el país mientras las fronteras siguen cerradas por la cuarentena sanitaria.

Su presencia provocó indignación entre los paraguayos, por el trato de favor percibido hacia el exmandatario y por la ausencia de explicaciones sobre su viaje a Paraguay durante la cuarentena.

Al respecto, Abdo Benítez dijo este miércoles que sabía que Macri iba a visitar el país porque le “informó el sistema de seguridad” y él lo llamó cuando aterrizó en Asunción.

Y subrayó que “no era una visita oficial” ya que Macri no es presidente, y comentó que los motivos de su visita habría que preguntárselo a él.

Asimismo, aclaró que el protocolo que tuvo que seguir Macri durante su estancia en Asunción no se elaboró solo para él, sino que se trata de una generalidad para las excepciones que tienen permitido el ingreso al país. EFE

nfa/jm/dmt

(vídeo)