Paraguay considera controlados los incendios en frontera con Bolivia y Brasil

2 septiembre, 2019
Paraguay considera controlados los incendios en frontera con Bolivia y Brasil

Asunción, 2 sep (EFE).- La Secretaría de Emergencia Nacional (SEN) anunció este domingo la extinción casi total de los incendios forestales en el norte del Chaco paraguayo, en la frontera con Bolivia y Brasil, donde en la última semana fueron arrasadas más de 61.000 hectáreas de bosques naturales.

El ministro de la SEN, Joaquín Roa, afirmó a Efe que solo queda un foco en Agua Dulce, a 140 kilómetros al oeste de Bahía Negra, en el departamento de Alto Paraguay, que esperan controlar durante este mismo domingo.

Explicó que en ese remoto lugar se encontraba operando un avión cisterna de la Fuerza Aérea Chilena, con capacidad de descarga de 3.500 litros, en coordinación con otra aeronave tanque paraguaya de 1.500, para controlar definitivamente el fuego.

Destacó que los cortafuegos abiertos por las brigadas de unas cien personas desplazadas a la zona, entre bomberos voluntarios, expertos y funcionarios de apoyo, fueron efectivos y que el cambio de viento frenó un posible ingreso de fuego desde el lado boliviano de la frontera, también arrasado por las llamas.

“Estamos combatiendo para ver si podemos llegar a la tarde con cero focos en Paraguay. No obstante, vamos a dejar en alerta un helicóptero, el avión paraguayo, el chileno a la espera de una lluvia importante que esto se acabe definitivamente”, refirió el ministro.

Comentó que se ha comunicado con el jefe de Estado, Mario Abdo Benítez, para informarle del avance de la lucha contra el fuego, en el que fue vital la cooperación de Chile con el envío de una aeronave y el apresto de otros dos en caso de necesidad, según el ministro.

En una semana, el fuego consumió 13.896 hectáreas del Monumento Natural Cerro Chovoreca, distrito de Bahía Negra, mientras que en la zona del Río Negro, cercana a la estación Tres Gigantes, en la región del Pantanal paraguayo se identificaron 47.333 hectáreas devastadas, de acuerdo a datos del Instituto Forestal Nacional (Infona).

El incendio en el extremo norte del país ha motivado además la intervención de la Unidad Especializada en Medio Ambiente de la Fiscalía para las investigaciones de rigor tras denuncias de quemas de pastizales, una práctica ancestral para renovar los suelos.

Los fuegos afectaron un ecosistema de 340.000 kilómetros cuadrados de extensión que abarca buena parte de la región occidental de Brasil, el extremo norte de Paraguay y el oriente de Bolivia, cuya riqueza natural incluye 3.500 variedades de plantas, a 656 especies de aves, 325 de peces y 159 de mamíferos, además de decenas de variedades reptiles y anfibios.

En el último mes se han producido incendios simultáneos en varios países de Suramérica. En Bolivia han ardido más de 700.000 hectáreas de bosques y pastizales, en la zona de la Chiquitania cruceña, una zona de transición entre la Amazonía y el Chaco, lo que ha afectado a 1.817 familias.

En el caso de Brasil, el Instituto Nacional de Pesquisas Espaciales (INPE), que contabiliza los incendios mediante imágenes de satélite, ha informado que los focos de fuego en todo el país en lo que va de este año superan en un 83 % a los del mismo período de 2018. EFE

lb/laa