Maestros anuncian nuevas movilizaciones en México

23 de agosto de 2016
Maestros anuncian nuevas movilizaciones en México
Las posiciones del Gobierno de México y del magisterio disidente continúan alejándose al suspender el presidente Enrique Peña Nieto el diálogo e insistir los maestros en su demanda de cancelación de la reforma educativa y anunciar nuevas medidas de presión.

Al inaugurar el ciclo escolar 2016-2017 para educación básica desde una escuela pública de Toluca, en el central Estado de México, Peña Nieto aseguró que ni la niñez ni la juventud del país “pueden ser rehenes” de ninguna causa o demanda.

“Primero educación y después diálogo”, dijo a los miembros de la Coordinadora Nacional de Trabajadores de la Educación (CNTE), en paro desde mayo pasado, a la que pidió regresar a clases porque “el futuro de la niñez no es negociable”.

Desde la escuela en la que cursó sexto de primaria, el mandatario mexicano hizo un “llamado respetuoso” a los maestros de la CNTE a que asistan a sus aulas y a que no hagan rehenes “a las niñas y niños de sus causas y de sus demandas; no lo merecen”.

Recordó que el Gobierno ha abierto espacios de diálogo para atender distintas demandas y escuchar planteamientos sobre la reforma tanto de la CNTE como del Sindicato Nacional de Trabajadores de la Educación (SNTE), del que la Coordinadora es una facción radical.

Dichos espacios no pueden estar “manipulados a partir de privar a las niñas y niños a la educación”, y por eso “no habrá más diálogo” si no hay regreso a clases, advirtió.

En respuesta a las declaraciones del presidente, la sección 22 de la CNTE, correspondiente al estado sureño de Oaxaca, insistió en que sus miembros no regresarán a dar clases mientras la reforma educativa no sea cancelada.

“Ya no queremos que nos pregunten cuándo vamos a regresar a clases. La postura de la CNTE es clara: es continuar. La represión del Estado también es clara. Vamos a esperar esa represión”, declaró Isabel García Velasco, integrante de la comisión política de la sección 22.

En declaraciones a la prensa después de un mitin en Oaxaca capital, García Velasco añadió: “Si Enrique Peña Nieto tiene la voluntad política que hoy nos llamen”.

En un comunicado, la sección 22 reiteró hoy la decisión tomada en asamblea los últimos días de mantener cerradas las aulas hasta que se deje sin efecto la reforma educativa, que establece un sistema de evaluación continuo para el personal docente y elimina privilegios sindicales.

La agrupación acusó al Ejecutivo de administrar sus demandas, “aparentando, a través de una campaña mediática en complicidad con los medios de comunicación, que se sienta a dialogar” para ofrecer respuestas.

Este lunes los profesores marcharon por las calles del centro de Oaxaca y anunciaron la reactivación de 37 bloqueos carreteros, mientras el Gobierno anunció un reforzamiento de la seguridad con el despliegue de agentes federales y municipales en todo el estado, uno de los más pobres del país.

De acuerdo con datos del Gobierno estatal, este lunes abrieron sus puertas 6.337 de los 13.484 planteles de preescolar a secundaria del sector público, es decir, un 47 %, con lo que recibieron clases 438.000 de los 930.469 alumnos de esos niveles en el estado.

“Estamos desprotegidos. No nos están apoyando en nada cuando la obligación de la autoridad es velar por los derechos del niño”, dijo a la prensa Luisa García Cruz, presidenta de la asociación civil denominada Coordinadora General de Padres de Familia.

Añadió que fueron muy pocas las escuelas que abrieron, y que muchas permanecieron cerradas “porque los directivos tenían temor por las amenazas que sufrían de sus mismos compañeros”.

En tanto, la mayoría de los 1,3 millones de alumnos que estudian en 18.000 planteles en el suroriental estado de Chiapas no pudieron reanudar clases debido a que maestros de las secciones 7 y 40 de la CNTE se sumaron al paro.

En una marcha realizada en Tuxtla Gutiérrez, capital estatal, Pedro Gómez Bahamaca, secretario de conflictos de la sección 7, anunció que en esta nueva fase habrá “bloqueo a centrales hidroeléctricas, refinerías, carreteras y aeropuertos”.

Estas acciones, dijo, “se replicarán en otros estados” a fin de que se considere un proyecto alternativo de educación “que garantice los derechos labores de maestros” y responsabilice a todos los actores.

Por su parte, la Secretaría de Educación Pública federal indicó en un boletín que este lunes asistieron a clases unos 26 millones de estudiantes de educación básica y 1,2 millones de maestros en 226.000 planteles de todo el país.

Precisó que en 27 estados y la Ciudad de México el 100 % de las escuelas reanudaron actividades con normalidad, mientras en Oaxaca y Chiapas solo el 47 % y 42 % iniciaron el ciclo escolar, respectivamente.

En Guerrero y Michoacán, dos estados donde la CNTE tiene gran fuerza, abrieron 99 % y 97 % de las escuelas sin contratiempos, aseguró la dependencia, basándose en datos proporcionados por los Gobiernos estatales.

EFE