La Met Opera de Nueva York no volverá a abrir hasta el 31 de diciembre

2 junio, 2020
La Met Opera de Nueva York no volverá a abrir hasta el 31 de diciembre

Nueva York, 2 jun (EFE).- La Met Opera de Nueva York anunció este lunes que no volverá a abrir sus puertas hasta el próximo 31 de diciembre, lo que supone la cancelación de los primeros meses de su temporada 2020-2021, una decisión que dice haber en base a las últimas cifras de la pandemia del coronavirus SARS-CoV-2.

«Dada la enorme complejidad en términos organizativos de la Met, no tenemos más opción que la de cancelar la temporada de otoño», afirmó en un comunicado el director general, Peter Gelb.

«La salud y la seguridad de los miembros de nuestra compañía y de nuestro público son nuestra máxima prioridad, y simplemente no es factible volver a la ópera para septiembre mientras el distanciamiento social siga siendo un requerimiento», explicó Gelb.

Así, se adaptarán «La Flauta Mágica» o el «Don Giovanni» de Mozart por la falta de tiempo necesario para los preparativos técnicos, mientras que el mes de febrero de 2021, en el que la Met previamente iba a permanecer cerrada, podrán verse «La Boheme» de Puccini, «Carmen» de Bizet y «La Traviata» de Verdi.

El anuncio de la Met, la organización de artes escénicas más importante de EE.UU., supone un nuevo golpe para los músicos, cantantes y otro personal que trabaja ahí, donde no se ha ofrecido una actuación desde el pasado 11 de marzo.

Desde entonces la Met, una institución de referencia, no ha pagado los salarios de sus empleados.

Para su regreso el 31 de diciembre, la Met Opera tiene previsto organizar una gala de Año Nuevo después de la interrupción de sus actividades más larga en más de un siglo, que se prevé podría costarle a la organización unos 100 millones de dólares en pérdidas de ingresos, aunque la cifra podría reducirse con la recogida de fondos.

«No sólo se trata del público. Se trata también de la salud de la compañía. No se puede poner a una orquesta sinfónica dentro de un foso, y a cantantes y al coro a esa proximidad en el escenario del Met», dijo sobre su decisión Gelb en una entrevista con el New York Times.

El director señaló además que no sería «práctico» actuar frente a las 400 o 500 personas que cabrían en las butacas respetando la distancia de seguridad cuando el aforo permite unos 3.800 asistentes.

También admitió que la situación económica de la Met Opera ya era «algo frágil» antes de la pandemia, con lo que el riesgo financiero es «significativamente superior», lo que por otra parte se ha convertido en un grito de ayuda para la institución, porque «nadie quiere ver cómo la Met falla». EFE

hc/laa