Jaime Álvarez: “La moda es la oveja negra de la cultura española”

13 de julio de 2020
Jaime Álvarez: “La moda es la oveja negra de la cultura española”
El joven talento ha conseguido reinventar el armario del hombre y pryectar su firma a nivel internacional.

A sus 26 años, Jaime Álvarez, que ha encandilado el panorama internacional de la moda con un nuevo lenguaje y don especial para crear una sastrería ágil y romántica, se lamenta de que la moda sea la “oveja negra” de la cultura española. Sus prendas hablan de referencias clásicas.

Con solo dos años empezó a esbozar sus primeros figurines. Siempre tuvo claro que el arte formaría parte de su futuro. Ama la moda y se lamenta de que en España no haya “cultura de moda en la calle” como en Francia.

“La moda es la oveja negra de la cultura española”, ha explicado a Efe el director creativo de la firma Mans Concept, Jaime Álvarez, quien considera que los políticos “solo la ven como números, no como cultura”.

“Ni se valora, ni se entiende, pero es la base cultural de cualquier país”, argumenta este joven, quien no pasa por alto que el diseño es también “un pilar importante de la economía”.El baile más famoso de Corinna y Juan Carlos I nunca ocurrió: el origen de la foto ‘fake’ del eméritoLa JunglaEn La Jungla. La mítica fotografía de ambos bailando no es real a pesar de haber sido publicada por decenas de medios de comunicación como cierta.

Conoce el panorama de moda en España, lo sigue de cerca. “Hay diseñadores buenos, nuevas marcas que dan esperanza a este país en cuanto a cultura”.

Imagen del último desfile para el Otoño/Invierno 2020-2021. Página web de la marca

La aparición del Covid-19 ha hecho que la industria textil esté muy parada, aunque poco a poco “se está recuperando”, dice Álvarez, quien considera que los hábitos de consumo están cambiando, “la gente desea y confía en la costura bien hecha, prefieren prendas versátiles que no pasen de moda”.

Este joven sevillano criado en La Luisiana (Sevilla) está al frente de una de las firmas más prometedoras y rupturistas del momento. En dos años y con solo con cinco desfiles, Álvarez ha conseguido reinventar el armario del hombre.

Su propósito es crear un armario híbrido de calidad, con adornos básicos y versátiles y un diseño progresivo, “quiero seguir evolucionando en cuanto a imagen y vender en tiendas multimarcas”.

Formado en el Istituto Europeo Di Design (IED Madrid), Álvarez no suele buscar la inspiración en paisajes, exposiciones o novelas. Su proceso creativo es mas terrenal, comienza con los tejidos como hacía Cristóbal Balenciaga.

No tiene referentes de creación, aunque reconoce que la sastrería de la diseñadora Sarah Burton, directora creativa de la Alexander McQueen, es muy de “su gusto”.

Su firma es cada vez más internacional. El 95 por ciento de los pedidos que le llegan son desde México, Europa y también Irak, “que no deja de sorprenderme”. Como buen millennial, la redes sociales son su carta de presentación.

Otras de las nuevas creaciones que ha presentado el diseñador.

“Instagram es importante, se ve más la marca, la imagen que tiene, su identidad”, explica este diseñador, a quien le encanta vestir a un hombre “con actitud ante la vida e identidad propia”.

Una herramienta que mañana utilizará para presentar su nueva colección de primavera-verano 2021, un trabajo en el que por primera vez se verán estampados propios y mucho lino. “Son prendas frescas, fluidas, sin renunciar a la parte de sastrería, ahora revisionada con tejidos sueltos”.

En este última colección ha colaborado con la sombrerería sevillana Tolentino Haute Hats, un taller al que acude devotas como Lady GagaKim Kardashian o Madonna.

La colección de sombreros retrata muchas de las culturas del mundo, desde la mexica a la griega pasando por la marroquí”, explica el diseñador, que anuncia que en septiembre hará desfile en Madrid y en la 080 de Barcelona presentará un vídeo.

Su presencia mediática es cada vez mayor. El actor Eduardo Casanova y los directores Javier Calvo y Javier Ambrossi beben los vientos por sus creaciones, al igual que el productor musical El Guincho o el cantante británico Sam Smith. Todo apunta a que esta joven promesa será uno de los grandes en los próximos años.