Imagen logo de la OPI

Uno de cada cinco trabajadores en el mundo sufre acoso laboral, según un sondeo de la OIT

 06 diciembre, 2022

Ginebra, 6 dic (EFE).- Más de la quinta parte de los trabajadores en el planeta (743 millones, o el 22,8 % del total) dice haber sufrido acoso laboral de algún tipo, según revela un sondeo de la Organización Internacional del Trabajo (OIT) publicado hoy.

De las tres formas de acoso en el trabajo -psicológico, físico o sexual- la primera es la más habitual, ya que un 17,9 % de los encuestados (583 millones) dice haberlo sufrido, destaca el estudio presentado en rueda de prensa por la asistente del director general de la OIT para Gobernancia y Derechos, Manuela Tomei.

Mientras los hombres son las principales víctimas en el acoso físico (que afecta al 8,5 % de todos los empleados encuestados, el equivalente a 277 millones), las mujeres sufren más el acoso sexual, que en total dicen haber padecido 205 millones de trabajadoras, un 6,3 % del total.

«El estudio nos muestra la enorme tarea que queda por delante a la hora de acabar con la violencia y el acoso en el marco laboral, y esperamos que acelere las acciones sobre el terreno», destacó Tomei.

Entre los encuestados que dijeron haber sido víctimas de acoso, casi un tercio dijo haber sufrido más de una de las tres modalidades (físico, psicológico y/o sexual), y un 6,3 % alegaron haber padecido todas ellas.

Además, tres de cada cinco acosados alegan haber sufrido estas formas de violencia en más de una ocasión.

El sondeo indica por otro lado que las mujeres jóvenes tienen el doble de probabilidades de sufrir acoso sexual en comparación con sus colegas de trabajo de la misma edad, o que el peligro de sufrir este tipo de violencia se duplica entre las trabajadores migrantes con respecto a las no migrantes.

El estudio muestra además la dificultad en conocer el verdadero impacto de este acoso laboral, ya que sólo algo más de la mitad de los que lo sufren dicen haber compartido esta mala experiencia con alguien, e incluso en estos casos, suele ser únicamente cuando se ha experimentado de forma repetida.

Tomei explicó que las principales razones que los acosados adujeron para no denunciar esta violencia fueron considerar que contarlo «era una pérdida de tiempo», o que incluso podría afectar a su reputación en el marco laboral.

Las mujeres se mostraron más abiertas a denunciar estas formas de acoso (un 60,7 % lo hicieron) en comparación con los hombres (50,1 %).

Por regiones, la encuesta arrojó cifras especialmente altas en América, donde más de un tercio de empleados (34,3 %) dice haber sufrido algún tipo de acoso laboral, un porcentaje que en el caso de las mujeres sube al 39 %.

La segunda región con cifras más altas es África, donde el porcentaje de empleados que padecieron acoso fue del 25,7 % (en este caso es mayor entre hombres, un 26,5 %), mientras que en Europa y Asia Central la tasa de empleados que han vivido esta violencia es del 25,5 % (entre las mujeres sube al 30 %).

Las tasas bajan al 19,2 % en Asia-Pacífico y al 13,6 % en los países árabes, siempre según las cifras de la OIT.

La encuesta, primera que la OIT lleva a cabo para medir el impacto del acoso y la violencia en el trabajo, fue elaborada junto a la Fundación Lloyd’s Register y la firma de análisis y asesoría Gallup, basando sus resultados en respuestas a 75.000 empleados en 121 países. EFE

abc/ad