Imagen logo de la OPI

Al menos 60 menores intoxicados tras nuevo vertido en el «Chernóbil chileno»

 15 junio, 2022

Santiago de Chile, 15 jun (EFE).- Al menos 60 menores de edad sufrieron el pasado martes síntomas de intoxicación por un nuevo episodio de emisión de gases en la localidad de Quintero, una zona conocida como el «Chernóbil chileno» desde que en 2018 un vertido de químicos dejó 1.700 afectados.

El alcalde del municipio, Mauricio Carrasco, reportó a medios locales que los afectados son mayoritariamente alumnos de colegios y jardines infantiles de la ciudad costera, donde se encuentran emplazadas más de 15 industrias, entre termoeléctricas, petroleras y plantas de tratamiento de cobre.

«En la mañana eran 17, después 40, pero ahora ya con las jardines infantiles ya estamos pasando los 60 niños con algunas molestias y espero que no siga subiendo”, aquejó el edil de la ciudad, donde la semana pasada al menos otras 150 personas fueron afectadas por un episodio similar.

En esta ocasión, personal del cuerpo de Bomberos constató la presencia de sulfuro de hidrógeno en el aire «en concentraciones que pueden ser perjudiciales», lo que obligó a evacuar dos jardines infantiles, apuntó Carrasco.

NUEVAS MEDIDAS DE CONTENCIÓN

Quintero y la aledaña localidad de Puchuncaví -150 kilómetros al oeste de Santiago- conforman una de las cinco «zonas de sacrificio» del país, espacios copados de actividad industrial con graves consecuencias para la salud de sus habitantes y el medioambiente.

Envueltos a diario en un tóxica nube de «smog» que causa lluvia ácida, los habitantes de estas ciudades se enferman hasta cuatro veces más que la media nacional, con cuadros respiratorios, cardiovasculares y tumores malignos, según un estudio de la Universidad Católica y la fundación Chile Sustentable.

Después de varias jornadas de denuncias por posibles intoxicación, el Gobierno decretó el pasado sábado una «alerta sanitaria» para estas dos localidades y aseguró que se privilegiará el cierre de las fábricas y plantas industriales por sobre el cierre de las escuelas.

También informaron que el Ministerio de Salud iniciará estudios a partir de julio que permitan conocer el impacto de metales pesados en las personas que habitan la zona afectada y un programa de reparación en salud para las personas de la zona en recuperación.

Días antes, las autoridades ambientales ya había ordenado a seis industrias disminuir sus actividades, con restricciones específicas para la minera estatal Codelco y a la eléctrica AES Gener. EFE

pnm/mmm/laa