Imagen logo de la OPI

Dua Lipa hace levitar Barcelona, tras dos años de ansiada espera

 02 junio, 2022

Barcelona, 2 jun (EFE).- Al fin, la estrella británica del pop Dua Lipa ha aterrizado este miércoles en Barcelona con su gira mundial «Future Nostalgia», inicialmente prevista para 2020 y que fue aplazada hasta 2022 por la pandemia, con la que ha hecho levitar al público al son de grandes éxitos como «Levitating» o «Don’t Start Now».

Tras dos años de ansiada espera, los asistentes de un Palau Sant Jordi, que ha agotado todas sus localidades, han «bailado como si no tuvieran opción», tal y como canta Dua Lipa en «Physical», canción con la que ha abierto el concierto y ha dado el pistoletazo de salida al tramo español de presentación de la gira.

La también artista británica Griff se ha encargado de calentar el ambiente y lo ha logrado con éxito, en un repertorio donde la mezcla de su canción «One Night» y «I Wanna Dance With Somebody» de Whitney Houston ha sido la guinda del pastel.

Vestida con un mono rosa de Balenciaga y unos guantes a juego, la cantante de origen albanokosovar ha aparecido en el escenario para dar un ‘show’ de lo más ecléctico, acompañada de una banda y un cuerpo de baile perfectamente sincronizados con una escena sonora y lumínica digna de tiempos prepandémicos.

En un primer acto, la ganadora de tres premios Grammy ha interpretado los éxitos «Love Again», con el que se ha adueñado del escenario, «Cool», «Pretty Please» y «Break My Heart», no sin antes hacer mención al álbum debut de título homónimo , «Dua Lipa» (2017), con «New Rules», donde no han faltado los paraguas brillantes y las acrobacias de patinadores.

«¡Buenas noches, Barcelona!», ha saludado Dua Lipa en castellano; «Los quiero mucho», ha añadido antes de cantar una versión extendida de «Be the One», también del álbum debut, que cumple este jueves cinco años, momento en el que ha sufrido una pequeña caída, aunque no tan polémica como la que ocurrió en Milán, en la que fue acusada de hacer ‘playback’.

Un tercer ‘track’ de este álbum, «IDGAF», se ha podido escuchar en el entreacto, que ha introducido al crustáceo gigante de «We’re Good» y a una sensual Dua Lipa en «Good in Bed», canción que, como ya es tradición, ha dedicado a uno de los chicos del público.

Uno de los momentos más especiales y emotivos de la noche ha ocurrido cuando ha llegado el turno de «Boys Will Be Boys», en el que se ha iluminado el Palau Sant Jordi, lleno a rebosar, con las linternas de los móviles de los ‘fans’.

Los ‘loves’ -nombre con el que se hacen llamar los seguidores de Dua Lipa- también han hecho brillar el pabellón en «Cold Heart», una reinvención de los clásicos del pop de la mano de Elton John, quien ha aparecido en pantalla, así como también lo ha hecho la cantante belga Angèle en «Fever».

El público ha subido de revoluciones con tan solo escuchar las primeras notas de la emblemática «One Kiss» -canción conjunta con Calvin Harris-, que justamente ha vuelto a llenar las calles de París este fin de semana debido a la final de la Champions, ya que se ha convertido en un himno para los hinchas del Liverpool.

Precisamente, Dua Lipa lanzó el pasado viernes «Potion», el single conjunto con el mismo Calvin Harris y Young Thug, aunque no ha estado presente en el espectáculo.

Después de jugar con globos en «One Kiss», el público ha hecho temblar el estadio a base de incansables saltos en «Electricity» y ha quedado hipnotizado por los encantos de «Hallucinating».

Tras el último de los cuatro cambios de vestuario, Dua Lipa ha hecho viajar a los ‘fans’ a la galaxia de «Levitating», en la que ha levitado literalmente sobre la multitud.

Con el público coreando y con ganas de más, Dua Lipa ha hecho «un giro de 180 grados» y ha cerrado el espectáculo con un reclamado «Don’t Start Now», en el que se ha apropiado del famoso paso de baile por el que sufrió burlas en 2018 y que se convirtió en un ‘meme’ de Internet. Una elección coreográfica que ha sido vitoreada por los más fieles.

Después de más de dos horas de concierto, culminadas con confeti de colores lanzado por cañones, la gente se ha dirigido a las puertas de acceso al ritmo de la voz de Whitney Houston entonando «I Wanna Dance With Somebody» y, de esta manera, se ha cerrado el círculo.

No falta mucho para volver a ver a Dua Lipa aclamada en Barcelona, ya que regresará el próximo 9 de junio para actuar en el Primavera Sound, no sin antes pasar por el Wizink Center de Madrid el 3 de junio. EFE

ssa/rod/fp