Imagen logo de la OPI

El Milan se sienta en el trono de Italia once años después

 23 mayo, 2022

Roma, 23 may (EFE).- El Milan se proclamó este domingo campeón de la Serie A más igualada, inesperada y agónica de los últimos años, tras vencer con contundencia al Sassuolo por 0-3, levantando así su 19º título de liga italiana, ese que no ganaba desde 2011.

LA LARGA ESPERA DE LOS MILANISTAS

Once años han esperado los ‘rossoneri’ para celebrar un título de su equipo. Y han tenido que sufrir, porque se ha decidido todo en la última jornada. Solo necesitaban un punto, pero el vértigo que podía dar el jugársela todo en el último partido estaba ahí.

Sin embargo los hombres de Pioli solventaron rápidamente el partido con un doblete de Giroud, un gol de Kessie y un ‘hat-trick’ de asistencias del siempre brillante Leao que doblegaron en 45 a un Sasuolo sin nada en juego. 0-3 y a dejarse llevar en la segunda mitad, que culminó con la entrada de Ibrahimovic y con una invasión de campo ante de levantar el trofeo.

NO HUBO MILAGRO EN SAN SIRO

El Inter no dependían de sí mismos. Pero cumplieron su parte y esperaron un milagro que nunca llegó. El 3-0 endosado a un Sampdoria ya salvado fue prácticamente una derrota. El Milan ya celebraba el ‘Scudetto’ en Sassuolo, y cuando pitó el árbitro en San Siro los jugadores dieron por finalizada una dura travesía que queda sin recompensa.

Las lagrimas asomaron en los ojos de algunos integrantes ‘neroazzurri’, que seguro se acordaron del partido ante el Bolonia cuando dependían de sí mismos pero en el que un error del guardameta Radu dejó al Milan el liderato en la carrera.

NÁPOLES Y EL RECUERDO DE UNA TEMPORADA QUE PUDO HABER SIDO DIFERENTE

EL Nápoles cerró la temporada con un contundente 0-3 al Spezia. Finalizan así los ‘azzurri’ terceros, con la espina clavada de una temporada en la que se situaron en lo más alto de la tabla y que pudo ser histórica.

Pero la presión llevó al conjunto del sur de Italia a retirar de manera prematura su candidatura, al tiempo que se despedía de la Liga Europa. Y no ha sido su única despedida. Su capitán, Lorenzo Insigne, ya recibió el homenaje de la grada, esa que tanto le exigió por ser napolitano, pero que le ha reconocido su trabajo durante todos estos años.