Imagen logo de la OPI

Turquía prohíbe exportar carne para frenar su fuerte encarecimiento

 26 marzo, 2022

Estambul, 26 mar (EFE).- Turquía prohibió este viernes las exportaciones de carne de ganado vacuno, oveja y cabra, salvo a Azerbaiyán y Chipre Norte, para «frenar el dramático incremento de precios», informó este viernes la televisión pública TRT, citando una circular del Ministerio de Comercio.

La medida fue adoptada tras varios días de debates en la opinión pública y la prensa en torno a las quejas de consumidores por un encarecimiento de la carne roja incluso por encima de la ya alta inflación, cuya tasa interanual se situó en el 54 % en febrero.

Entre las causas que impulsaron la fuerte subida de los precios se destaca el encarecimiento de los combustibles, el pienso y otros suministros importados, a lo que recientemente se ha añadido la preparación de la población para el ramadán, el mes de ayuno musulmán que empieza el próximo 2 de abril.

Este mes se caracteriza en muchos países islámicos por los banquetes nocturnos con los que se rompe cada día el ayuno diurno y que habitualmente conllevan un aumento llamativo del consumo de carne, por lo que se han disparado las exportaciones turcas se Jordania, Catar, Emiratos, Irán y otros países de Oriente Medio.

Recientemente, el diputado opositor socialdemócrata Özgür Karabat acusó al Gobierno de fomentar esas exportaciones para reducir el déficit de la balanza comercial y sanear la economía del país, pasando por alto la necesidad de mantener abastecido el mercado local.

En diciembre pasado ya se vivió una subida fuerte del precio de la carne de ave debido a un fuerte aumento de las exportaciones a Irán.

El desplome de la lira turca, superior al 40 por ciento en los últimos 12 meses, no solo ha causado una carestía general, sino que también ha abaratado a las exportaciones turcas, haciéndolas más competitivas y, por ende, impulsándolas.

Sin embargo, tuvo escaso impacto en la balanza de comercio exterior, ya que Turquía necesita importar casi todas las materias primas para su industria manufacturera, y también muchos suministros agrícolas. EFE

iut/wr/pddp