Imagen logo de la OPI

El déficit fiscal anual de Perú se redujo a 2,6 % del PIB en 2021

 19 febrero, 2022

Lima, 19 feb (EFE).- El déficit fiscal anual de Perú se redujo a 2,6 % del producto interno bruto (PIB) en el 2021, frente al 8,9 % del 2020, por los mayores ingresos corrientes del Gobierno, informó este viernes el Banco Central de Reserva (BCRP).

El déficit del Sector Público No Financiero disminuyó debido a los ingresos por el incremento de los precios de los minerales de exportación y el pago de deudas tributarias y fiscalización, así como los menores gastos no financieros del Gobierno general.

En el último trimestre del 2021, el Sector Público No Financiero registró un déficit fiscal de 7,2 % del PBI, lo que significó una reducción de 8,9 puntos porcentuales del producto respecto al mismo periodo de 2020.

Este resultado respondió a los mayores ingresos tributarios por un contexto favorable de precios de los minerales y de recuperación de la actividad económica; el pago de deudas tributarias en noviembre y diciembre; los menores gastos, principalmente corrientes y, en menor medida, de formación bruta de capital y el menor déficit primario de las empresas estatales, detalló el ente emisor.

Los ingresos corrientes del Gobierno general tuvieron un alza interanual real de 25,5 % en el último trimestre de 2021, con lo cual se acumularon cuatro trimestres consecutivos de crecimiento.

La evolución de los ingresos corrientes se debió a una mayor recaudación por impuesto a la renta, impuesto general a las ventas y regalías, entre otros tributos.

Por componentes, el incremento en los ingresos corrientes fue producto de los mayores ingresos tributarios en 36,5 %, de los cuales destaca el aumento del impuesto a la renta y el impuesto general a las ventas.

Este efecto fue parcialmente contrarrestado por los menores ingresos no tributarios en 4,4 %, indicó el banco central.

Por otro lado, el gasto no financiero del Gobierno se contrajo 13 % en términos reales respecto al cuarto trimestre de 2020.

La reducción se explicó principalmente por los menores niveles de gasto corriente (-14,8 %), y en menor magnitud del gasto de capital (-7,4 %), dentro del cual hubo una caída de la formación bruta de capital (-18,5 %), aliviada por un aumento de los otros gastos de capital (129,5 %).

El cuarto trimestre de 2020 constituyó una base comparativa alta por los gastos de contención de la pandemia de la covid-19 y de la reactivación económica en el territorio peruano, anotó el banco central.

Durante una visita en la región Amazonas, el presidente peruano, Pedro Castillo, expresó este viernes su satisfacción por la estabilidad económica y la confianza que genera el país, en el mercado financiero internacional.

«No hemos llegado a acabar con el erario nacional, no hemos llegado a desfalcar el país, ni a descalabrar el Estado; sino a tener una economía estable», afirmó Castillo. EFE

mmr/dmt