Entidades reprochan denuncia contra el periodista Glenn Greenwald en Brasil

22 de enero de 2020
Entidades reprochan denuncia contra el periodista Glenn Greenwald en Brasil

Sao Paulo, 22 ene (EFE).- Diversos organismos brasileños e internacionales calificaron este martes como “profundamente grave” y “preocupante” la denuncia formalizada por la Fiscalía brasileña contra el periodista Glenn Greenwald en un caso relacionado a la filtración de informaciones de diversas autoridades del país.
Amnistía Internacional (AI) calificó como “profundamente grave” la denuncia presentada contra Greenwald, casado con un diputado brasileño y quien nunca llegó a ser investigado por las autoridades, y señaló que el caso representa “una escalada de la amenaza a la libertad de prensa” en el país.
“Nos causa extrañeza las informaciones de que Glenn Greenwald fue denunciado sin que siquiera fuera investigado, y esperamos que las autoridades policiales esclarezcan los procedimientos legales que llevaron a dicha decisión”, señaló la organización internacional de defensa de los derechos humanos en una nota pública.
Greenwald y otras seis personas fueron denunciadas este martes por la Fiscalía por varios delitos cibernéticos relacionados con la filtración de información obtenida en los teléfonos móviles de diversas autoridades del país, entre ellas el exjuez y actual ministro de Justicia Sergio Moro y varios fiscales de la operación anticorrupción Lava Jato.
La Fiscalía consideró que el periodista “auxilió, incentivó y orientó” a los hackers, pese a que la Suprema Corte del país hubiera dictaminado que Greenwald no debería ser investigado y que la Policía no presentara cargos formales en su contra.
AI destacó que la denuncia se suma a “una serie de agresiones que el presidente, Jair Bolsonaro, ha practicado contra reporteros” y periodistas.
Igualmente se manifestó sobre la denuncia el relator especial de la ONU sobre libertad y expresión, David Kaye, quien aseguró que “hará preguntas” al Gobierno brasileño acerca del caso.
“Haré preguntas al Gobierno, pero, a primera vista, esto es extremadamente preocupante y parece un esfuerzo para intimidar”, indicó Kaye en las redes sociales.
Por su parte, la Federación Nacional de los Periodistas (Fenaj, por sus siglas en portugués) indicó que Greenwald, quien comanda el portal The Intercept Brasil, cumplió con su “deber profesional” al publicar los diálogos filtrados, ya que se trataban de informaciones de “interés público”.
En los últimos meses, el portal ha publicado una serie de reportajes basados en los mensajes intercambiados entre Moro y los fiscales de la Lava Jato, lo que puso en duda la actuación del ahora ministro de Justicia cuando todavía ejercía como juez.
“Hay que dejar claro que Glenn Greenwald y todo el equipo del portal The Intercept Brasil están haciendo periodismo al denunciar las irregularidades cometidas en el ámbito de la Lava Jato”, recalcó Fenaj.
La denuncia, “por lo tanto, es una forma de intimidación al periodista y una amenaza a la actividad periodística”, añadió.
Ya la Asociación Brasileña de Periodismo de Investigación (Abraji) denunció que la Fiscalía “abusa” de sus funciones “para perseguir a un periodista” y “violar el derecho de los brasileños de vivir en un país con una prensa libre y capaz de exponer los desvíos de agentes públicos”.
En la misma línea se manifestó el presidente de la Cámara de Diputados, Rodrigo Maia, quien afirmó que la denuncia se trata de una “amenaza a la libertad de prensa” y que “sin periodismo libre no hay democracia”. EFE
nbo/wgm/cfa