Encuentran restos humanos y vehículo anfibio perdido en el mar en California

5 de agosto de 2020
Encuentran restos humanos y vehículo anfibio perdido en el mar en California

Los Ángeles, 5 ago (EFE).- Autoridades militares anunciaron este martes que hallaron restos humanos el vehículo anfibio que se perdió en el mar el jueves pasado tras sufrir un accidente durante un entrenamiento en aguas de la isla San Clemente, frente a las costa de San Diego (California), con ocho militares en su interior.

En un mensaje en su cuenta de Twitter, la Fuerza Expedicionaria de la Infantería de Marina indicó que la Decimoquinta Unidad Expedicionaria de la Infantería de Marina y el Grupo Anfibio Listo de la Isla Makin “identificaron positivamente la ubicación del vehículo de asalto anfibio que se hundió cerca a la costa de la isla de San Clemente el 30 de julio”.

Las autoridades explicaron que restos humanos fueron identificados con sistemas de video operados en remoto por el Comando de Rescate Submarino de la Marina.

El accidente ocurrió en la tarde del jueves durante un ejercicio de entrenamiento de rutina en el Pacífico a unas 80 millas de la costa de San Diego, donde está ubicada la base de Camp Pendleton.

En el ejercicio militar participaban quince soldados a bordo del vehículo, seis de los cuales fueron rescatados, y el cabo Guillermo Pérez, de 20 años, oriundo de Texas, murió en el lugar del accidente y sus restos fueron llevados en helicóptero.

Este lunes la Infantería de Marina identificó a los siete infantes de Marina y un marinero que quedaron a bordo del vehículo anfibio, entre los que se encuentran el soldado de primera Bryan Baltierra, de 19 años, procedente de Corona (California); el cabo Marco Barranco, de 21, de Montebello (California), y el fusilero Evan Bath, de 19 años, de Oak Creek (Wisconsin).

La lista se completa con el enfermero de la Marina de Guerra Christopher Gham, de 22 años, de Stockton (California); el fusilero Jack Ryan Ostrovsky, de 21, de Bend (Oregón); el cabo Wesley Rodd, de 23, de Harris (Texas); el cabo Chase Sweetwood, de 19, de Portland (Oregón), y César Villanueva, de 21, de Riverside (California).

Las autoridades militares aseguraron en su mensaje al público que van a acelerar el movimiento de sus recursos para recobrar los restos de los militares y recuperar el vehículo anfibio.

El vehículo de asalto anfibio pesa unas 26 toneladas y se presume que se hundió cientos de metros en el fondo del océano.

La causa del accidente está bajo investigación. EFE.

amv/msc/laa