El MoMA adquiere «La Luna» de la modernista brasileña Tarsila do Amaral

28 febrero, 2019
El MoMA adquiere «La Luna» de la modernista brasileña Tarsila do Amaral

Nueva York, 28 feb (EFE).- El Museo de Arte Moderno de Nueva York (MoMA) anunció este miércoles la adquisición del cuadro «A Lua» («La Luna») de la pintora brasileña Tarsila do Amaral, la representante más importante del modernismo en el país suramericano, que podrá verse en exhibición a partir de marzo de este año.

En un comunicado, la galería dio la bienvenida a la pintura, la primera de Do Amaral en su colección, y describió a la artista como una «figura fundacional para el arte moderno en Brasil y una protagonista central en los intercambios transatlánticos y culturales que informaron de este movimiento».

La compra de esta obra -un óleo sobre lienzo en el que se ve un cactus solitario cuya figura sugiere la de un humano alzándose ante una noche de luna llena- sigue a la muestra que el museo organizó en colaboración con el Instituto de Arte de Chicago la pasada primavera «Tarsila do Amaral: Inventing Modern Art in Brazil», la primera de la artista brasileña en Estados Unidos.

La comisaria en jefe de Pintura y Escultura del MoMA, Ann Temkin, aseguró que, después de la exhibición de 2018, el museo confirmó la necesidad de contar con un lienzo de la artista en su colección permanente, aunque sabían que no sería una tarea fácil.

«Nos sentimos extremadamente afortunados de poder añadir su trabajo a la historia que contamos en el quinto piso del museo», dijo la responsable.

Nacida en Sao Paulo en 1886 en el seno de una familia que poseía plantaciones de café, do Amaral estudió música y bellas artes antes de mudarse a París en 1920, donde continuó sus estudios en arte.

Esa década viajó constantemente entre la capital francesa y su ciudad natal, aunque fue en París donde completó lo que ella llamó «el servicio militar en Cubismo», de la mano de André Lhote, Fernand Léger y Albert Gleizes.

Allí conoció también a grandes figuras de las vanguardias artísticas, como Constantin Brancusi, Jean Cocteau o Pablo Picasso.

«La Luna» fue pintada en 1928 y vio la luz en junio de ese año en su segunda exposición en solitario en la Galerie Percier de París.

Destaca su composición sensual, altamente estilizada y efectuada con una paleta rica en colores muy saturados. EFE

alv/ce/lnm