El dólar en la plaza financiera argentina vuelve a subir pese a las medidas

21 de octubre de 2020
El dólar en la plaza financiera argentina vuelve a subir pese a las medidas

Buenos Aires, 21 oct (EFE).- El precio del dólar estadounidense en los canales financieros alternativos de Argentina volvió a subir este martes, pese a las medidas adoptadas este lunes por el Gobierno para frenar la escalada.

El valor de la divisa estadounidense volvió a trepar en los canales financieros alternativos, el denominado “dólar bolsa” y el “dólar contado con liquidación” (CCL), que se consiguen comprando bonos y acciones en pesos y vendiendo en dólares esos títulos.

El “dólar bolsa” trepó este martes un 3,8 %, a 159,16 pesos por unidad, y el CCL avanzó un 2,5 %, hasta los 169,11 pesos por unidad, frente a una cotización oficial en el mercado mayorista de 77,68 pesos por unidad.

Esta nueva subida se registra en la primera jornada de operaciones cambiarias tras las nuevas medidas dispuestas este lunes por el Gobierno de Alberto Fernández para revertir el deterioro de las expectativas de los inversores y frenar así al alza del precio del dólar en los mercados financieros.

Las medidas buscan dar mayor fluidez y volumen al mercado del “dólar bolsa” y el CCL, cuyas cotizaciones han crecido en forma sostenida desde que el pasado 15 de septiembre las autoridades argentinas impusieron nuevas restricciones para la compra de dólares con el objetivo de frenar la caída en las reservas monetarias del Banco Central.

El valor de los “dólares financieros” incide en parte en la formación de precios y en la cotización del denominado “dólar blue”, que se comercializa en el mercado informal minorista y que este martes cerró en 180 pesos por unidad,un peso por debajo del récord de este lunes.

El valor del “blue” está de todas formas un 117 % por encima del valor oficial de venta al público en bancos y casas de cambio, donde las operaciones están muy limitadas por cupos y otras restricciones.

Para la firma Portfolio Personal Inversiones (PPI), con las nuevas medidas el Gobierno busca “favorecer el proceso de intermediación que se había trabado con la normativa pasada para incrementar la liquidez de los instrumentos locales; y en consecuencia, mediante esta acción impulsar una caída en la brecha”.

“Las nuevas medidas económicas van en la dirección correcta, aunque llegan tarde y se quedan a mitad de camino. Pero es una buena señal el cambio -parcial- de la dirección. Falta ver soluciones”, comentó la firma de inversiones en un informe.

Según PPI, las medidas permitirán “reducir -al menos, temporalmente- la tensión continua y reforzada que existía”, aunque no se ve “a la brecha descendiendo rápidamente” a los niveles previos a las restricciones adoptadas en septiembre.

El economista Gustavo Ber coincidió en que la flexibilización para la operación de dólares financieros “apunta en la dirección correcta”, pero “al final podrían sólo representar un alivio temporal” porque “la crisis de confianza actual requiere avanzar en una hoja de ruta que permita ir resolviendo desequilibrios fiscales y monetarios”.

“Las medidas cambiarias tuvieron una cautelosa reacción, tal como reflejan los dólares financieros al extender la escalada, toda vez que su marcha al final está sujeta al apetito por dolarización de los inversores, ya que la confianza no se mejora con paliativos sino con un plan económico integral y acuerdos políticos”, comentó Ber. EFE

nk/rgm/lnm