Condenan a cárcel a chófer de acusado por asesinato de periodista en Paraguay

22 de marzo de 2016
Condenan a cárcel a chófer de acusado por asesinato de periodista en Paraguay

Asunción, 22 mar (EFE).- La Fiscalía paraguaya condenó a cinco años de prisión a Arnaldo Cabrera, exchófer de Vilmar Acosta, el exalcalde acusado del asesinato cerca de la frontera con Brasil del periodista Pablo Medina y su asistente Antonia Almada en 2014.

Cabrera fue acusado del delito de omisión de aviso de un hecho punible, debido a que, según la Fiscalía, tenía conocimiento de la planificación del asesinato de Medina, pero no advirtió a las autoridades ni a la víctima.

“El condenado supo del proyecto y ejecución y conocía a Vilmar Acosta Marques, Wilson Acosta Marques y Flavio Acosta Marques, autores moral y materiales, respectivamente, del hecho punible de homicidio doloso de Pablo Medina y Antonia Almada”, explicó la fiscal del caso, Sandra Quiñónez, según un comunicado.

Cabrera, de 37 años, fue detenido el 8 de diciembre de 2014, y se convirtió hoy en el primer condenado por el caso.

El presunto autor intelectual del doble homicidio, el exalcalde Vilmar Acosta, fue detenido en marzo de 2015 en Brasil.

Vilmar Acosta fue extraditado a Paraguay el pasado mes de noviembre, y desde entonces permanece en prisión preventiva a la espera de que se resuelva su proceso judicial.

También se encuentra detenido Flavio Acosta, supuesto autor material de los asesinatos y sobrino de Vilmar, que fue arrestado en enero de este año, también en Brasil, y está pendiente de que se resuelva su extradición a Paraguay.

El otro supuesto autor material del crimen es el hermano de Vilmar Acosta, Wilson Acosta, que hasta ahora permanece prófugo.

Pablo Medina y su asistente, Antonia Almada, fueron asesinados durante un viaje en automóvil en el departamento de Canindeyú en octubre de 2014.

En el momento del asesinato, Vilmar Acosta era el alcalde de la localidad de Ypejhú, en ese departamento, por el gobernante Partido Colorado.

Medina, corresponsal del diario ABC Color en Canindeyú, era muy conocido por sus investigaciones sobre las relaciones entre las mafias del narcotráfico y algunos políticos de ese departamento, uno de los principales productores de marihuana de Paraguay.

Un total de 17 periodistas han sido asesinados en Paraguay desde la caída de la dictadura de Alfredo Stroessner en 1989, sin que los crímenes hayan sido esclarecidos, según datos del Sindicato de Periodistas de Paraguay.