Científicos crean tratamiento de fertilidad más económico y menos doloroso

26 de agosto de 2016
Científicos crean tratamiento de fertilidad más económico y menos doloroso

Científicos de Australia y Bélgica han desarrollado un método mejorado de maduración in vitro (MIV) que puede ofrecer una opción más asequible y menos dolorosa que la fertilización in vitro (FIV) para miles de parejas que busquen tratamiento de fertilidad en el futuro cercano.

Los investigadores de la Universidad de Nueva Gales del Sur (UNSW, por sus siglas en inglés), la Universidad de Adelaida y la Universidad Libre de Bruselas dijeron hoy que desarrollaron un nuevo factor de crecimiento llamado cumulin, que permite recuperar los óvulos antes que en la FIV y madurarlos fuera del útero.

En la actualidad, la FIV es un tratamiento de fertilidad más común, en el que las mujeres reciben hormonas para estimular el crecimiento de los óvulos antes de ser retirados de los ovarios y fertilizados en otra parte.

El profesor adjunto de la UNSW, Robert Gilchrist, quien dirigió el proyecto, dijo que el nuevo enfoque también podría ayudar a eliminar por completo los medicamentos del tratamiento de infertilidad.

“El objetivo de nuestra investigación ha sido restaurar, hasta donde sea posible, los procesos naturales que ocurren durante la maduración de los óvulos”, señaló hoy el profesor en un comunicado.

“Hemos demostrado que es posible mejorar la calidad de los óvulos y embriones producidos casi sin medicamentos, utilizando factores de crecimiento potentes producidos por el óvulo”.

La técnica innovadora, que está esperando la aprobación de la Administración de Medicamentos y Alimentos de Estados Unidos, ha estado 15 años en desarrollo.

La investigación, publicada en la Revista de Química Biológica, mostró una duplicación de los embriones cuando se desarrolló en óvulos de cerdo.

Las pruebas preclínicas en óvulos humanos elevó 50% la cantidad de embriones con respecto a la MIV regular, con un uso mínimo de medicamentos.

“Inicialmente realizamos los experimentos usando óvulos de cerdo. Y ahí logramos una mejoría en la calidad del óvulo y el doble de embriones producidos”, comentó Gilchrist.

“Podemos tener una tecnología prometedora en el futuro muy cercano”, concluyó.