Apple convierte WWDC en un encuentro únicamente digital por el coronavirus

14 marzo, 2020
Apple convierte WWDC en un encuentro únicamente digital por el coronavirus

San Francisco (EE.UU.), 14 mar (EFE).- La multinacional estadounidense Apple anunció este viernes que suspende la parte física de su conferencia anual de desarrolladores WWDC y la convertirá en un evento exclusivamente digital, por lo que su celebración sigue programada para junio.
En un comunicado, la firma con sede en Cupertino (California, EE.UU.) tildó el nuevo formato de «manera completamente innovadora para que desarrolladores de todo el mundo experimenten esta nueva forma de estar en contacto», y aunque no mencionó en ningún momento el COVID-19, admitió que esta «innovación» viene forzada por «la situación sanitaria actual».
«La situación sanitaria actual nos ha obligado a crear un formato para la WWDC 2020 que incluya toda la programación habitual en forma de una Keynote y sesiones online. Será una gran oportunidad de aprendizaje para desarrolladores de todo el mundo. Las próximas semanas daremos todos los detalles», indicó el vicepresidente sénior de Marketing Mundial de Apple, Phil Schiller.
La conferencia de desarrolladores WWDC reúne cada año en San José (California, EE.UU.) a miles de programadores de todo el mundo, que durante los días que dura el encuentro comparten experiencias, hacen nuevos contactos y conocen de primera mano las novedades de la empresa creadora de los teléfonos iPhone.
Apple también anunció que destinará un millón de dólares a organizaciones de la zona de San José para compensar la pérdida de ingresos que supone el nuevo formato online de la WWDC 2020.
La empresa que dirige Tim Cook era la última de las grandes tecnológicas que faltaba para suspender o modificar sustancialmente su conferencia de desarrolladores, después de que hace días hiciesen lo propio tanto Facebook con F8 como Google con Google I/O.
También hizo lo propio la conferencia de videojuegos Game Developers Conference (GDC), que se tenía que celebrar durante la segunda quincena de marzo en San Francisco, así como la también feria de videojuegos E3 (la más importante del mundo), que estaba prevista para junio en Los Ángeles.
La pandemia de coronavirus está afectando enormemente al mundo de la tecnología, con consecuencias que van desde el cierre de fábricas en China que son proveedores esenciales de firmas como Apple y Microsoft, hasta la cancelación de gigantescos eventos internacionales como la feria de telefonía móvil Mobile World Congress de Barcelona o la misma E3.
Hasta este viernes la cifra de fallecidos por el coronavirus había superado la barrera de los 5.000 a nivel mundial, el total de casos supera los 132.000 y los países afectados son más de 120. EFE
arc/hma/lnm